Soy oposición, soy venezolana.

VENEZUELA.

MARÍA GONZÁLEZ. Mi nombre es María González, venezolana de nacimiento, alma y corazón. Hace doce años cuando aún estaba en la escuela secundaría, se presentó en mi vida -y la de cientos más- un hombre llamado Hugo Chávez. Su discurso era atrayente, muchos solían quedarse prendados frente al televisor mientras le oían hablar, a mí, el militar, simplemente no me gustaba.

Crecí y me formé profesionalmente. Supe de un hombre llamado Marx y de otro llamado Engels. Leí sobre la Unión Soviética y el régimen de los Castro en Cuba. Sabía que el socialismo, no iba a ser bueno para Venezuela.

(FACTOR INTERNACIONAL)

Yo soy oposición. Soy oposición desde que tengo uso de razón, porque aprendí a diferenciar entre lo que me decían y lo que yo veía. Soy oposición sin más, simplemente  porque no comparto la visión del actual Alto Mandatario Nacional, y estoy, que no quepa la menor duda, en plena libertad de hacerlo. Soy oposición, y no, no soy menos venezolana por eso.

Yo soy venezolana. De arepa asada por la mañana, de Alma llanera en las lágrimas, de orgullo ante un Dudamel triunfador, yo soy venezolana. Y lo repito, una y otra vez, a razón de entender por qué el presidente de mi país hace creer a “sus venezolanos” que yo soy una apátrida.

Cuando estaba en el colegió mi maestra me enseñó que el nombre de mi República era Venezuela y que su gentilicio era venezolano. Nada tiene eso que ver con la posición política de un ciudadano, aquí y en Tombuctú, pueblo es pueblo, y no hay más explicación al respecto.

(FOTO DE INTERNET).

¿Con qué derecho viene Hugo Chávez a desnivelarme con mis conciudadanos?

En Venezuela no hay ciudadanos de primera y ciudadanos de segunda, en Venezuela hay venezolanos, y el señor presidente está en el deber de aceptar que una buena parte de su pueblo no le acompaña, no le glorifica y no votará por él, el próximo 07 de Octubre.

Ese pueblo que no es “majunche”, escuálido ni neoliberal, debe ser respetado.

Venezuela no es Chávez y Chávez no es Venezuela.

Bajo la protección del Articulo19 de la Declaración de Derechos Humanos, que estipula: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión”. Declaración Universal de los Derechos Humanos; Asamblea General de la ONU el 10.12.1948.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: