Loly García: Noruega Violada en Dubai

OPINA UNA VENEZOLANA.

Una noruega violada es condenada a cárcel en Dubái por sexo extramatrimonial.

El País de España informa que tras denunciar a la policía que había sido violada, una mujer ha sido detenida, juzgada y condenada a 16 meses de cárcel por relaciones sexuales fuera del matrimonio, en Dubái (leer más).

Por Loly García.

No es que me preocupe mucho lo que pasa en Dubái, ni sueño con visitarla para ver cuán adelantados están en eso de construir hoteles diez estrellas (ellos duplicaron las cinco que ostentamos por estos lados de Panguea). No está en mis planes llegarme hasta un país en el que, apenas enseñe mi pasaporte y observen que tengo dos protuberancias en el pecho, se me considere un ciudadano de cuarta (con suerte si es que voy en misión diplomática).

Ser violada, bajo cualquier circunstancia, así ande yo enviando mensajes pocos claros y confusos: en tanto yo no diga SI, con ambas letras, consciente, adultamente, sin patrañas, sin un arma en la sien, cualquier acción en mi contra es violación y eso le ha pasado a unas cuantas turistas en  estos países “con  hoteles tan altos y modernos”. Ahora bien, las consecuencias no son tan distintas a lo que sucede en la Capitanía General, aunque debo saludar la protección del Estado venezolano a través de la Ley de Protección a la Mujer y la violencia de Género, a pesar de esta pared, nada detiene la embestida del macho embrutecido.

En este tema si es verdad que no podemos diferenciar colores, ni dejar de apoyar las acciones legales que el estado venezolano haga en esta materia o cualquier institución privada. Como mujer, en todo lo que yo pueda ayudar, promover, respaldar, divulgar, educar, será poco para que esta brutalidad (de las tantas brutalidades que padecemos) termine. Nuestra indiferencia como ciudadanía se equipara a la Ley de los Emiratos Árabes que, en lugar de apoyar y defender, ha dejado presa a esta joven noruega. Es el mismo discurso pero a la inversa, ¿nos parecemos verdad?

¿Cómo comienza todo?, sencillo: comienza por una madre que aúpa al hijo varón y condena  a su propia  hija. Tampoco me cabe la dignidad  en el cuerpo con lo que está sucediendo en la India y la violación colectiva de niñas y jóvenes. India, un país con desarrollo nuclear, qué ironía, Párvati siempre representada más pequeña que Shiva, eso sí que no es ironía, más bien es una condena pública.

¿Ustedes recuerdan las caricaturas que representan a un cavernícola tirando de los cabellos a “su mujer”? nos hemos reído tanto con esa caricatura ¿verdad? Tanto así,  que ya la hemos incorporado a la infografía universal, y me preocupa, porque aquí estamos copiando todo lo malo…

21/Julio/2013. – 10:17 hrs.

logo FACTOR INTERNACIONAL

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: